Jorge Cordero, ingresado de urgencia en el hospital

En la noche del lunes 20 de agosto, Jorge Cordero fue ingresado de urgencia en el Hospital Universitario Central de Asturias (HUCA). Tras 63 días en huelga de hambre frente a la sede central de Cajastur, reclamando de dicha entidad financiera la cancelación de la deuda hipotecaria que le exige después de haberle desahuciado a él y a su familia de su vivienda en el barrio de Ciudad Naranco de Oviedo, el deterioro de su estado de salud ha hecho ineludible su hospitalización para evitar daños irreversibles.

Amanda y la Caja de los Juegos

Hace unos días fui con mi sobrino a la Plaza de España, en Avilés. Cajastur había desplegado un montón de juegos, y pruebas infantiles, llenando El Parche de todo lo que los niños y las niñas pueden desear, o casi… Mientras él jugaba, escuché a una niña de unos doce años que estaba esperando con su hermano para entrar en una de las actividades “Marcos pórtate bien, no seas impaciente”. Sin duda ella se estaba haciendo mayor. Cuando llegó su turno, se quedó pensativa y al final no entró a jugar, la mayoría eran más pequeños que ella y dejó que su hermano entrara solo. Mientras esperaba dio un pequeño paseo alrededor de la carpa, vio un cartel en la pared y se puso a leerlo.

 “Esta tarde la asamblea del 15M de Avilés se celebrará en Oviedo en apoyo a Jorge, Patricia y Amanda”. Irene había oído hablar del 15M a sus padres, pero ¿quiénes eran Jorge, Patricia y Amanda? Siguió leyendo, por lo visto Jorge y Patricia eran una pareja de Ecuador que había venido a trabajar a Asturias, montaron una empresa de transportes y compraron un piso en Oviedo, con la crisis las empresas que solicitaban sus servicios dejaron de pagarles, quebraron y ellos no pudieron seguir pagando su piso y además se quedaron sin trabajo. A finales de junio fueron desahuciados de su casa y al mismo tiempo Cajastur les exige que paguen más de 100.000 euros de deuda. Jorge y Patricia son los padres de Amanda, una niña de seis meses. Irene se quedó extrañada ¿cómo es posible? Mira a su alrededor y ve a una chica con una bebé de unos seis o siete meses que juega con una de las banderolas rojas de Cajastur.

Jorge, el padre de Amanda, lleva casi dos meses viviendo en la calle, a las puertas del edificio de Cajastur en Oviedo, está en huelga de hambre y pide que alguien de Cajastur se siente a hablar con él para aceptar la dación en pago y la cancelación de la deuda hipotecaria.

Irene no entiende qué es eso de “dación en pago” o “deuda hipotecaria”, pero sabe que es muy injusto que esta familia, que ha perdido su trabajo y su casa, tenga que seguir pagando tantísimo dinero, es muy injusto… y piensa en Amanda, en lo feliz que sería si pudiera estar jugando ahora mismo como la bebé que acaba de ver en “La Caja de los Juegos”… su hermano ya ha terminado y sale a buscarla. Se van caminando de la mano.

Irene está haciéndose mayor y va saliendo poco a poco de ese “paraíso perdido” que alguien dijo que era la infancia, con el gesto serio empieza a pensar que “La Caja de los Juegos” debió de costar bastante dinero a Cajastur,- ella aún no sabe que el dinero es de todos los asturianos y asturianas- el dinero… el dinero… el dinero que le exigen injustamente a Jorge, a Patricia y a la pequeña Amanda.

Irene vuelve a quedarse pensativa… quizá pensaba esto porque era una niña y había algo que se le escapaba, quizá con los años entendería mejor lo que ahora le parece una terrible injusticia. O quizá no…

Tal vez sean los mayores quienes se complican demasiado la vida y no se dan cuenta de lo que es verdaderamente importante, no se dan cuenta de que a la JUSTICIA se llega por caminos mucho más sencillos de lo que piensan, y para llegar sólo se necesita una mirada limpia, un mínimo de sensibilidad ante el sufrimiento ajeno y tener voluntad para acabar con las injusticias.

Rebeca Fernández Alonso

 

57 días de silencio atronador

Jorge Cordero cumple hoy cincuenta y siete días huelga de hambre acampado en la Plaza de La Escandalera de Oviedo reivindicando su derecho a reiniciar desde cero su vida, la de su esposa Patricia y su hija de seis meses Amanda. El día 27 de junio fueron desahuciados de su vivienda en el barrio de Ciudad Naranco, tras una brutal intervención policial que se saldó con veinte detenidas de entre las numerosas personas que, atendiendo la convocatoria de diversos colectivos sociales se habían congregado allí para evitar tal atropello. Ahora Jorge, cobijado bajo su precario toldo, solicita a Cajastur, la entidad financiera que ejecutó su hipoteca, que cancele la deuda que aún le reclama, cercana a los 108.000 €.

La reivindicación de Jorge y la dignidad que ha demostrado durante estos cincuenta y siete días vienen recibiendo el respaldo y la simpatía de miles de ciudadanos y ciudadanas que suscriben las diversas campañas de recogida de firmas, presentan quejas formales ante Cajastur, retiran sus ahorros o cancelan sus cuentas, o participan en las numerosas concentraciones convocadas por la Plataforma de Afectados por la Hipoteca, Stop Desahucios o el Movimiento 15M. Este enorme favor popular contrasta vivamente con el silencio mantenido por los poderes financiero, político y mediático de la región. La demanda de Jorge no ha merecido ni una sola declaración por parte de su destinataria, Cajastur, que no sólo ignora su presencia a las mismas puertas de su sede central, sino que devuelve sin abrir las cartas de petición enviadas por Jorge mediante correo certificado.

Por su parte, los partidos políticos mayoritarios han dado la callada por respuesta a la carta abierta remitida el pasado 13 de julio reclamando su posicionamiento público en este conflicto, habida cuenta de que la mayoría de los miembros del Consejo de Administración de Cajastur ostentan dicha condición en función de su militancia en dichos partidos. Esta inhibición resulta aún más vergonzosa en el caso del PSOE, que incluía la dación en pago en su programa electoral de las elecciones generales de 2011. Tan sólo IU se ha manifestado públicamente y ha realizado gestiones, hasta el momento sin resultado.

Pero la omisión más estrepitosa si cabe, teniendo en cuenta su misión y responsabilidad frente a la ciudadanía, es la protagonizada por los medios de comunicación regionales, que han establecido un bloqueo informativo alrededor de la Plaza de La Escandalera imposible de traspasar. Únicamente honrosas excepciones, como los medios críticos e independientes (Diagonal, Periodismo Humano, Glayíu, entre otros) se hacen eco con regularidad de la evolución de la lucha de Jorge; el silencio del resto evidencia su sumisión a los intereses de Cajastur y al poder que ésta ejerce a través de sus créditos y sus contratos de publicidad.

Pero esta situación no podrá mantenerse durante mucho tiempo. Políticos, banqueros y dueños de los medios de comunicación no podrán seguir actuando como si en la Plaza de La Escandalera nada sucediera, como si Jorge, en sus propias palabras, fuera “un elemento más del mobiliario urbano”. Y lo saben. Pero, como ha ocurrido con todos los avances sociales a lo largo de la Historia se resisten, se esconden, dan largas, en ocasiones patalean, hasta que un día miran alrededor y encuentran de vuelta el mismo silencio atronador al que han condenado a los precursores de los derechos ciudadanos como Jorge Cordero.

Protesta en el Día de Cajastur en la Feria de Muestras de Gijón

El sábado 11 de agosto se celebró en la Feria Internacional de Muestras de Asturias de Gijón el Día de Cajastur. Con ese motivo se llevó a cabo una ácción informativa y reivindicativa en apoyo a Jorge, que ese día cumplía 54 en huelga de hambre. Entre las actividades, una “performance” que representaba un desahucio.

Fotografías: Jesús Brandulas Muiño

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

También en vídeo (gracias Enkofrator TV)

“Todos somos fuerza, y juntos somos voz”

Éste es el contenido de la carta que nos ha hecho llegar Jorge, de su puño y letra, invitándonos a la jornada de apoyo y lucha del viernes 10 de agosto:

Quiero dar mi agradecimiento a todos y todas las personas que me han apoyado en esta lucha desde cualquier sitio, que me habéis visto a través de cualquier medio de comunicación.

Y recordad que esta pesadilla le puede pasar a cualquier familia de un modo o de otro, y estamos obligados a reflexionar y hacer las cosas de otro modo en estos tiempos tan atroces.

Que a banqueros y políticos no les importamos y sólo nos miran como peones de su avaricia sin tomar en cuenta que somos seres humanos con sentimientos limpios y con ganas de un futuro mejor y de que esto cambie.

Basta ya!!! de gente lujuriosa que a más tienen las leyes a su favor y fuerzas opresoras para someternos a su voluntad y obligarnos a acatar sus órdenes.

Despertemos ya!!!, no seamos los mismos borregos de siempre con fin al matadero.

Es por esta razón que quiero pedir, una vez más, su colaboración para el día viernes 10 de agosto, con el fin de realizar una velada en la noche, en apoyo a esta causa y acompañamiento a mi persona, donde se realizarán charlas interesantes.

Recordad que todos somos fuerza, y juntos somos voz.

Atentamente,

Jorge Cordero Armijos

50 días

Hoy 7 de agosto de 2012 se cumplen cincuenta días desde que Jorge Cordero, un joven trabajador autónomo desahuciado junto con su mujer Patricia y su hija de pocos meses Amanda de su vivienda en el barrio de Ciudad Naranco de Oviedo, se instalara con una silla plegable y un paraguas en la Plaza de La Escandalera a las puertas de Cajastur e iniciara una huelga de hambre para reclamar que esta entidad bancaria cancele la deuda hipotecaria que aún le exige y les permita a él y los suyos comenzar de nuevo, desde cero, una nueva vida.

Hasta ahora, la respuesta de Cajastur ha sido un silencio atronador que pone en evidencia su miedo a enfrentar a una opinión pública cada vez más sensibilizada contra prácticas bancarias injustas y abusivas como la exigencia del pago de la hipoteca una vez que la familia acreedora ha sufrido el desahucio de su vivienda. En estos cincuenta días la justa causa de Jorge ha recibido el apoyo de diversos colectivos sociales y de innumerables ciudadanos y ciudadanas que han acudido a las concentraciones convocadas, respaldado las campañas de recogida de firmas y de retirada de fondos de Cajastur, que hasta el momento ha alcanzado la cifra de 113.071,42 €.

Los efectos de la prolongada huelga de hambre comienzan a ser notorios, y cada vez son más frecuentes los desfallecimientos, calambres en el abdomen y extremidades, mareos, vómitos… A pesar de todo ello, Jorge sigue determinado a mantener su actitud hasta lograr de Cajastur una respuesta a su justa reclamación, que es la de otros miles de familias españolas, víctimas de una crisis económica que no han causado y que diariamente son privadas de un derecho tan básico como disponer de una vivienda digna.

Éxito de la concentración ante Cajastur en apoyo a Jorge

Alrededor de doscientas personas se congregaron este mediodía en la Plaza de la Escandalera de Oviedo para manifestar su apoyo a Jorge Cordero en su cuadragésimo sexto día de huelga de hambre reclamando que Cajastur cancele la deuda hipotecaria que, después de desposeerle y desahuciarle de su vivienda, aún le reclama.

Las presentes decoraron los muros de la entidad bancaria con pegatinas y mensajes de protesta y presentaron decenas de cartas de reclamación ante la Oficina de Atención al Cliente. Seguidamente la comitiva, armada con pancartas alusivas, se dirigió a la puerta de la Junta General del Principado, donde solicitaron una entrevista con su Presidente, Pedro Sanjurjo. Lamentablemente esta gestión no pudo ser completada, ya que tanto el Sr. Sanjurjo como su secretaria estaban asistiendo en esos momentos a la inauguración de la Feria de Muestras de Gijón. A continuación se dirigieron a la sede de la Presidencia del Principado, y en este caso su solicitud de entrevista con Javier Fernández sí quedó debidamente registrada.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.